Mauricio Medinaceli Monrroy
Consultor Privado
Petróleo - Gas Natural - Energía

Español (spanish formal Internacional)English (United Kingdom)
Presentación

Complejo Petroquímico de Amoniaco y Urea en Bolivia: ¿Quién, cómo, cuánto y dónde?

 En días pasados autoridades bolivianas inauguraron el “Complejo Petroquímico de Amoniaco y Urea” en el departamento de Cochabamba (Bolivia). Los titulares en la prensa escrita, así como las declaraciones de turno, no se dejaron esperar: “Bolivia salta a la petroquímica con la planta de urea”, “después de 192 años de fundación del país se consolida la industrialización de los recursos naturales”, “… es el proyecto más importante en la historia de Bolivia, una inversión gigante, 953 millones de dólares”. Bueno, podría llenar muchas páginas con todo lo escrito al respecto. En este contexto, quiero compartir con ustedes los resultados de un documento que escribí el año pasado y que ahora tiene alguna relevancia.

¿Cuál es el tamaño de este proyecto? O una pregunta aún más difícil ¿Cuál es la importancia del proyecto? Existe la tentación a definir el tamaño o importancia de un proyecto en función al tamaño de la inversión. Aún recuerdo la película de Kevin Costner “Waterworld” con una inversión de US$ 175 millones (mucho dinero para esa época) e ingresos brutos de US$ 88 millones. Resta decir que esta película es catalogada como uno de los peores desastres financieros de la industria. Pero claro, si sólo midiéramos el éxito en función a la inversión, todo sería fantástico... para el director, los actores, pero no para los inversionistas.

Entonces ¿Cómo podemos entender el tamaño del proyecto? Una posibilidad es comparar los ingresos brutos de éste, con otras opciones. Luego de hacer mi tarea, que pueden descargar en este link, encuentro que si la planta se encuentra en plena capacidad (2,100 Tpd) y los precios de venta y costos de transporte son razonables, entonces los ingresos brutos (a la salida de la planta) estarían alrededor de los US$ 250 millones... y siendo generosos US$ 300 millones por año. Es eso ¿Mucho, poco, razonable? Le comento que por la exportación de gas natural a Brasil y Argentina, en el mejor momento de precios y volúmenes Bolivia, recibió como ingresos brutos (exportaciones) aproximadamente US$ 6,000 millones y ahora que las cosas no van muy bien, aprox. US$ 3,000 millones. Por tanto, el proyecto de urea es 10 o 20 veces más pequeño que los proyectos de exportación de gas natural diseñados y gestionados (con reservas de gas certificadas) antes del “nuevo amanecer”… antes del año 2006.

¿Quién se beneficia con las ganancias? La respuesta usual es “el pueblo de Bolivia” o, como a muchos gusta, “el soberano”. Sin embargo, este constructo llamado “soberano” está compuesto de varias partes que deben ser precisadas. En principio, quien se beneficia directamente de las ganancias es YPFB a costa de precios del gas natural (utilizado como materia prima) muy por debajo de los precios de exportación. En el documento al que hago referencia, estimé que para compensar a las regiones productoras debido al menor precio del gas natural, YPFB debería transferir el 70% de las utilidades a éstas. El lector reflexivo quizás se cuestione: ¿Es la rentabilidad del proyecto de urea una construcción artificial con base en precios subsidiados del gas natural?

¿Es el proyecto rentable? Cuando expuse este documento a un grupo de colegas, una de las primeras preguntas fue: Apartando el hecho del tamaño del proyecto y a quién beneficia ¿Es este proyecto rentable? La respuesta es: sí, con precios del gas natural subsidiados, un crédito del Banco Central de Bolivia muy cómodo (1% de interés anual… ya quisiera yo y seguro todos ustedes recibir un crédito así) y operando a máxima capacidad; de hecho, aún bajo estas condiciones, la rentabilidad es modesta. Nota técnica: Sin apalancamiento pero con subsidio al precio del gas natural, este proyecto tiene un retorno a la inversión entre 5% y 8%; operando al 60% de su capacidad este retorno comienza a ser negativo, por tanto, urge capturar mercados.

Entonces ¿Por qué funciona en otros países? Este tipo de proyectos funciona muy bien cuando el gas natural abunda, el país tiene acceso a la costa y el tamaño del mercado es gigante. Quiero concentrarme en el primer argumento, el gas natural abundante. Cuando un país “ya no sabe qué hacer con su gas” el costo marginal (así como nos gusta hablar a los economistas) es muy bajo, por ello, puede darse “el lujo” de precios de dicho gas natural (utilizado como materia prima) pequeños. Pero también hay países donde el asunto no funciona. En particular, me tocó hacer una pequeña consultoría a uno en el cual tenían una planta que vendía urea (a precios subsidiados) a los agricultores de la región. ¿Cuál fue el problema? Que muchas de las personas que compraban la urea a precios subsidiados, luego la revendían en el mercado negro al país vecino. En Bolivia le llamaríamos: el contrabando de urea.

¿Estoy en contra de la industrialización y desarrollo del país? Usualmente cuando presento estos argumentos, las personas comentan que todo esto hace pensar que yo no deseo el desarrollo del país. Déjenme responder a esto con la analogía de la película que utilicé al principio. En realidad yo estoy en contra de las megaproducciones estatales (con gigantes presupuestos) que al final son un fracaso de taquilla. Yo estoy a favor de aquellas películas bien pensadas y planificadas que al final reportarán un beneficio al que las hace. Yo estoy a favor de mayor educación a las personas, para que éstas hagan comedias, películas de acción, películas independientes, etc. Donde el Estado sea facilitador de esta iniciativa privada. ¿Hay películas estatales buenas? Seguro que sí, pero no son todas y quizás son las menos.

¡Ah! Aprovecho para contarles una anécdota. Hace algunos meses atrás me invitaron a dialogar sobre éstos y otros temas a una reconocida Universidad en La Paz (Bolivia). Cuando expuse los argumentos utilizando ejemplos sencillos, “dibujos” y bueno… los recursos que ustedes probablemente ya conocen. El expositor que vino a continuación dijo algo como: dejemos a un lado los dibujitos y temas caseros, hablemos de lo importante, hablemos de cómo las fuerzas vivas del país deben controlar los sectores geopolíticamente estratégicos. En ese momento vi por la ventana y me pregunté: “¿Qué hago aquí? Cuando podría estar en casa jugando con mi Santi”.

En fin, ya quedó para la anécdota.

Bueno mis amigas y amigos, como siempre, un gusto compartir estas ideas con ustedes. Quedan muy pocos días para regresar al país, exactamente en cuatro parto de esta tierra a la que le llegué a tener un cariño especial. Tengo en mente un nuevo post (más video) antes de partir sobre la situación gasífera en América Latina y el Caribe… espero poder hacerlo.

Tengan un excelente martes.

Mauricio Medinaceli Monrroy

 

Kabul, septiembre 19, 2017

 --------------------------------------------------------------------------------------------------

Apuntes sobre costos recuperables en el sector hidrocarburos de Bolivia

 ¡Ah, la difícil tarea de ser papá! No son pocas las oportunidades en las que escucho que para ser papá uno debería tomar cursos previos y pasar algún tipo de examen. El argumento va así: “necesitamos permiso para manejar, permiso para votar… hasta permiso para trabajar, pero para tener un hijo, nada.” Frente a dicho argumento, muchos papás y mamás furibundos responden que sería un atentado contra la libertad individual un “permiso para ser padres”. La verdad que, en lo personal, creo que alguna orientación previa sería saludable, porque en muchas oportunidades me cuestioné si soy un buen papá… o al menos, uno regular.

Uno de los cuestionamientos más serios es si debo darle a mi hijito todo lo que quiere, en otras palabras ¿Debo cubrir todos sus costos (hasta los más excéntricos) o no? Una alternativa a ello sería darle una “mesada” (un monto de dinero por mes) para que él vea cómo solucionar sus problemas. Si cubro todos sus costos él (mi hijito) estará muy contento, pero si por otro lado, le doy una mesada, quizás cuando el precio de las entradas al cine o de los juegos para PS4 se incrementen (y no así la mesada) el pobre estará en aprietos… y naturalmente, yo seré, con alta probabilidad, un malvado.

El ejemplo anterior me ayudará mucho a contextualizar el tema de los costos recuperables en los contratos de exploración y explotación de hidrocarburos en Bolivia. Luego de varias noticias al respecto, decidí revisar la normativa legal (es decir, el nuevo decreto supremo 3278) para dimensionar la magnitud de los cambios ¿Es que realmente se quieren controlar los costos al centavo? Fue la pregunta inicial.

Cuando comencé a leer el decreto 3278 en el artículo primero vi la siguiente frase: “acorde a lo establecido en la Constitución Política del Estado”. Ahí levanté las cejas. Revisando el anterior reglamento de costos (porque le cuento que sí… sí había un reglamento anterior) aprobado por el decreto 29504, esta alusión a la Constitución Política del Estado no existía.

Me quité los lentes y comencé a ver (sin ver) esa pared blanca que tengo al frente. El ruido de un helicóptero que pasó por casa me hizo reaccionar (como verán, aún sigo viviendo en Afganistán) y continué la lectura del nuevo decreto. Cuando llegué al Artículo 3 vi otra novedad, dicho decreto ahora introduce un concepto que realmente no es menor: los Contratos de Servicios Petroleros. ¡Ah! Ahora sí, todo comienza a encajar, con la actual CPE y con el anterior reglamento. Veamos cómo.

La siguiente Figura intenta mostrar la evolución de la normativa legal y los hechos desde el año 2005. La Ley de Hidrocarburos No. 3058 del año 2005 aprobó tres modalidades de contratos: 1) producción compartida; 2) asociación y; 3) operación. El año 2006 a raíz de la llamada “nacionalización” se firmaron Contratos de Operación. El año 2007 el nuevo texto de la nueva Constitución Política del Estado determina que las actividades de exploración y explotación deben ser realizadas bajo la forma de Contratos de Prestación de Servicios, esta norma entró en vigencia a partir del año 2009. El año 2008 el decreto reglamentario de costos no toma en cuenta lo aprobado por la CPE y regula los Contratos de Operación resultantes de la llamada “nacionalización”. Finalmente el nuevo reglamento de costos del año 2017 establece la creación de los Contratos de Servicios Petroleros.

blog.17.09.13.01.hq1

¿Es éste un simple juego de palabras? La respuesta, desde mi punto de vista, es no. ¿Cuál es la diferencia sustantiva entre estos contratos? Resulta que los Contratos de Operación de la llamada “nacionalización” son una “suerte” de un típico contrato de producción compartida, situación que no me cansé de explicar en varios documentos, van los links: link01link02link03. En un contrato de producción compartida estándar en el mundo (que no son novedad) el Estado reconoce a los operadores del campo, los costos de operación y capital. Regresando al tema de la paternidad, en el mundo, los papás usualmente cubren razonablemente los costos de sus hijitos.

La nueva Constitución Política del Estado por su parte, insinúa que no está bien que los papás cubran los costos de sus hijitos, es necesario darles una mesada, por esta razón tiene el siguiente texto: “Se autoriza a YPFB suscribir contratos, bajo el régimen de prestación de servicios, con empresas públicas, mixtas o privadas, bolivianas o extranjeras, para que dichas empresas, a su nombre y en su representación, realicen determinadas actividades de la cadena productiva a cambio de una retribución o pago por sus servicios.” Esa “retribución o pago de servicios” no implica necesariamente cubrir los costos. Debo añadir que a nivel internacional en los contratos de servicios estándar, el Estado le da una retribución a la empresa y ya ella (la empresa) verá cómo cubre (o no) los costos de operación y capital.

El primer decreto reglamentario de los costos (año 2008) hace referencia a los Contratos de Operación (aquél donde los papás cubren los costos de sus hijitos) pero el nuevo decreto reglamentario de costos crea la figura de Contrato de Servicios Petroleros, donde realmente no queda claro si es obligación del Estado cubrir estos costos. Es decir, bajo la figura de Contrato de Servicios Petroleros aparentemente no existe la obligación de reconocer los costos, porque hace referencia al texto de la nueva Constitución Política del Estado. En la siguiente Figura intento resumir la naturaleza de esta discusión, en los contratos de operación YPFB paga un monto de dinero para cubrir los costos recuperables (como cualquier contrato de producción compartida en el mundo), pero lo que establece la nueva CPE son contratos de prestación de servicios, donde este reconocimiento de costos no está explícito.

blog.17.09.13.02.hq1

El nuevo reglamento tiene además otros temas que son de mucho interés: 1) la existencia de bandas de precios para costos; 2) la ANH (agencia reguladora de hidrocarburos en Bolivia) es la encargada de determinar y aprobar dichas bandas (la verdad que no me gustaría estar en sus zapatos); 3) no reconocimiento… leyó bien “no reconocimiento” de pasivos ambientales anteriores a la firma de los contratos (artículo 16), dicho sea de paso, ello ya se estableció en el anterior reglamento; 4) los temas impositivos para el traspaso de inversiones (Artículo 13); 5) me parece que el decreto 24051 fue modificado (artículo 15); 6) ¿Qué se entiende por “monto” en el artículo 20?. Cada uno de ellos es importante y quizás sean motivo de otro post.

Quise discutir el tema contractual porque esta nueva norma genera nuevas dudas (una vez más) en la relación Estado-Operadores. No sólo estamos hablando de poner límites a costos, ahora se introducen perturbaciones al tipo de relación contractual entre Estado y empresas privadas. Todo esto, una vez más, me convence sobre la necesidad de dar una solución integral a todos los problemas del sector a través de un marco legal, único, claro, simple y consistente. Utilizando una simple analogía, es hora de comprar una llanta nueva… la que tenemos ya está “muy viejita” y no da para tanto parche.

Bueno mis amigas y amigos, como siempre un gusto compartir estas ideas con ustedes, para aquellas personas interesadas, esta discusión también se encuentra en mi canal de Youtube, vea el siguiente link. Solo restan 10 días para emprender el retorno ya definitivo y buscar nuevas aventuras en el país.

Mauricio Medinaceli Monrroy

Kabul, Septiembre 13, 2017

 --------------------------------------------------------------------------------------------------

Los resultados de la llamada “nacionalización” de los hidrocarburos con datos oficiales

Hoy me siento feliz. Me imagino que es la felicidad del investigador que resuelve un caso, del estudiante que recibe una buena nota en el examen, del teórico que prueba una teoría. Hoy fui feliz porque finalmente YPFB publicó información que la vengo buscando hace mucho tiempo atrás… desde el año 2007. Esta información se refiere a los resultados de la llamada “nacionalización” de los hidrocarburos en materia de participación estatal en la renta petrolera.

No fueron pocas las veces que intenté aproximar este dato recolectando información así como cuando Don Ramón caminaba con una bolsa en la espalda. Intenté darle consistencia a los datos, cruzando dedos para minimizar el error, un par de ejemplos los encontrará en los siguientes posts: link01link02link03link04 y link05.

El asunto es que YPFB publicó, de forma oficial, los datos en cuestión y ahora con completa seguridad puedo confirmar mis sospechas de años pasados. El llamado proceso de “nacionalización” de los hidrocarburos incrementó la renta (en promedio) del 50% (existente ya con la Ley de Hidrocarburos 3058) a 64%.

Como se aprecia en la siguiente tabla, el llamado proceso de “nacionalización” osciló entre 11% (sin considerar el año 2007) y 17%; en promedio (la última columna en gris) fue 14%. Si a ello se añaden las regalías y el IDH el total es 66%, dejando un 34% como retribución bruta al operador (que incluye los costos recuperables), vea la siguiente Figura. Queda claro entonces el motivo de mi felicidad, mis sospechas no estuvieron alejadas de la realidad, ver link01link02link03link04 y link05.

blog.17.09.07.01hq1

blog.17.09.07.02

 

Ahora bien, la información proporcionada por YPFB no termina ahí, de acuerdo a ésta, de la parte verde (en la “torta” que presento) es necesario deducir el pago de patentes y los impuestos pagados en el “upstream” del sector, de hecho, por este motivo utilicé las palabras “retribución bruta”. El pago de patentes es menor, así que podemos dejarlo a un lado. Lo que me llama la atención son los montos pagados por “Impuestos Upstream” que en muchos casos son mayores a los recursos obtenidos por el llamado proceso de “nacionalización”. Tengo mis dudas acerca de las partidas aquí consideradas ¿Incluyen los impuestos pagados por YPFB? ¿Incluyen los impuestos pagados por las empresas de servicios? ¿Incluyen los impuestos pagados por empresas que únicamente realizaron labores exploratorias? Por ello y hasta que el Servicio de Impuestos Nacionales no publique oficialmente esta información de forma desglosada, esa duda aún rondará mi cabeza.

Como diría mi mami, “nobleza obliga”, debo felicitar a la parte técnica de YPFB por la publicación realizada. Si me permiten un par de sugerencias para el futuro: 1) publicar esta información por campo productor y; 2) realizar este ejercicio, al menos, de forma anual. Por otra parte, toca el turno del SIN, está en sus manos publicar los impuestos no solo pagados por el upstream, si no también, por los otros segmentos de la cadena, así, sobre bases sólidas podemos dialogar sobre el futuro del sector.

Como muchos de ustedes quizás ya conocen, me animé a publicar videos en mi canal de Youtube, por este motivo les invito a dar “una vuelta” por esa red social y ver video1video2  y video3. En dichos videos discuto el reciente incremento en los precios del gas natural aplicados al sector industrial en Bolivia.

Un gusto haber compartido con ustedes estos datos e ideas, solo restan 17 días para emprender el retorno a mi querido país. Terminó este contrato y ahora toca buscar oportunidades en casa al lado de mi familia y en especial de mi querido Santi, quien no deja de sorprenderme con charlas como ésta:

Luego de pasear al Botitas (nuestra mascota) y dejar comida para algún perrito, el Santi me dijo: "Pa, también es hora que pensemos en las personas."

Un abrazo mis queridas amigas y amigos

Mauricio Medinaceli

Kabul, septiembre 7, 2017

 --------------------------------------------------------------------------------------------------

Incremento del precio del gas natural al sector industrial en Bolivia

Agosto - 2017

Video

--------------------------------------------------------------------------------------------------

Valor presente del primer contrato de exportación de gas natural a la República Argentina

Comparto con ustedes una gráfica que me parece interesante. En ella presento el precio unitario de exportación de gas natural a la República argentina en valores corrientes y en valores actualizados al año 2017; así como también los precios internacionales del petróleo en valor presente. ¿Interesante no es cierto?

noticias.17.06

--------------------------------------------------------------------------------------------------

En este 8 de marzo

Gracias a mi querida amiga Cecilia Ayala tuve la fortuna de compartir mis ideas económicas en varios países de América del Sur. Yo estaba a cargo de Microeconomía y el curso se llamaba "Herramientas Económicas para la Conservación del Medio Ambiente" con el siempre importante apoyo de CSF. Gracias a esta experiencia pude conocer a excelentes personas que trabajan con el cuidado del medio ambiente, de esa época tengo muy buenos amigos. Ahora esta experiencia la reproducimos con la UNAM y otro grupo de buenos amigos, Lalo, Eglé y Ángela.

El asunto es que en Ecuador, uno de los participantes me contó una historia muy interesante relacionada con el pueblo Huaorani. En breve, debido a la actividad petrolera en la región donde vive este pueblo los huaorani de pronto comenzaron a recibir fuertes cantidades de dinero de las empresas operadoras (no entraré en la discusión del cómo y porqué) en la región.

Aparentemente los hombres del pueblo que inicialmente manejaron estos recursos no lo hicieron de la mejor manera... cediendo rápidamente a vicios nuevos para ellos. Ante semejante situación, fueron las mujeres huaorani quienes tomaron el control de dichos fondos (porque ante todo no querían exponer a sus hijos a esa decadencia) y comenzaron un emprendimiento textil ampliamente reconocido en la actualidad y que logró revertir la situación en la que se encontraban.

Intenté buscar referencias bibliográficas que confirmen o no esta historia, encontré un par que podrían insinuar (o no también) lo que les conté, las pondré en los comentarios a este texto. Ojalá puedan leerlos, para que conozcan a las mujeres del pueblo, siento que la descripción que hice en el texto anterior le hace tan poco mérito al gran trabajo que ellas realizan.

En este época cuando la palabra "Felicidades" aparece políticamente incorrecta, quise compartir con ustedes una historia que apunta (o destaca) una virtud (de las muchas) que yo encuentro en las mujeres. Personas que nunca cesan en la construcción de un mundo mejor.

Gracias por todo lo que hacen por todos nosotros.

Mauricio

 

Kabul, 8 de marzo de 2017

--------------------------------------------------------------------------------------------------

¿Quién es quién en el Foro de Países Exportadores de Gas?

 

17.01.20

--------------------------------------------------------------------------------------------------

Exportaciones de gas natural a la República Argentina: Así luce un ciclo 

Cuatro meses después desde la última vez que escribí algo sobre el sector (y que dicho sea de paso fue vetado) no quería dejar pasar estas fiestas para compartir algo con ustedes.

Los dos mercados de exportación del gas natural boliviano son Brasil y Argentina, el primero gestado durante los últimos treinta años y el segundo activado el año 2004 y consolidado posteriormente. El hecho es que a las personas que nos dedicamos a este sector nos gusta analizar las estadísticas y, de esta forma, intentar dilucidar una realidad que muchas veces escapa a nuestras manos.

Bien, en esta oportunidad quiero presentarles algunas realidades de la exportación de gas natural boliviano a la república argentina. Para ello utilicé… ¡Oh cuánta ironía! los datos de importación publicados por el Ministerio de Minería y Energía del hermano país donde la información que publicada es hasta Noviembre del año 2016… algo que merece mis más sinceras felicitaciones. No cabe duda que la información ágil y transparente es reflejo de que no existe nada que ocultar.

A continuación se observa la gráfica que contiene el valor mensual de las exportaciones de gas natural desde Bolivia hacia Argentina… de ahí la referencia al título: Así es como luce un ciclo. El año 2010 el valor mensual oscilaba en los US$ 50 millones, el año 2016 es ligeramente más elevado.

blog.16.12.30.01

Surge entonces la siguiente pregunta: ¿Qué factores explican este ciclo? Vamos por partes. La siguiente gráfica presenta el volumen de exportación (expresado en millones de metros cúbicos por día) durante el mismo período de análisis. Es claro entonces que la parte “ascendente” del ciclo obedece, sobre todo, a incrementos en dicho volumen; luego éste se estabiliza en los 15 millones de mcd.

blog.16.12.30.02

Por otra parte, la parte “descendente” del ciclo se observa en la siguiente figura. En ella presento el valor unitario de importación de gas natural desde la perspectiva argentina, en condiciones normales (que de seguro existen) este comportamiento también debería observarse en el valor unitario de exportación desde la perspectiva boliviana. Notar, estimado lector, cómo los precios de los años 2015 y 2016 estuvieron muy por debajo de lo “vivido” en el pasado.

blog.16.12.30.03

Cuando los precios internacionales del petróleo comenzaron a disminuir (y así también lo hicieron los precios de exportación del gas boliviano) no fueron pocas las voces que explicaron a la población que dicha disminución sería compensada con mayor producción de gas. Los datos… esos datos testarudos nos cuentan que ello no fue posible.

La pasada semana hablábamos con el Santi sobre los problemas de la vida y cómo salir de ellos, él mientras ataba los cordones de sus zapatos me dijo esas frases cautivantes que dicen los niños, sin siquiera darse cuenta de ellas: “Pa, todo es cuestión de voluntad.”

Un excelente año 2017 para todos nosotros, que esas penas que nos amargan el corazón puedan compensarse con actitud positiva ante la vida, así los ciclos… que de cuando en cuando nos toca vivir espero sean más llevaderos.

Mauricio Medinaceli Monrroy 

La Paz, Diciembre 30, 2016.

 --------------------------------------------------------------------------------------------------

Principales conclusiones del documento:

"Breve análisis del sector hidrocarburos en Bolivia con énfasis en el complejo petroquímico de amoniaco y urea"

(Puede descargar el documento completo aquí)

La política de hidrocarburos de los últimos diez años (2006-2016) se caracterizó por la maximización de ingresos para el Estado y muy pocos incentivos para la exploración de hidrocarburos. Ello pudo ser posible debido a un contexto de precios internacionales del petróleo notoriamente favorable para los países productores de hidrocarburos y; en menor medida, a la necesidad urgente de Argentina por mayores volúmenes de gas natural por parte de Bolivia.

Como resultado de una política hidrocarburífera guiada de la forma previamente mencionada, gran parte de la inversión en el sector fue destinada a la explotación de reservas antes descubiertas. Ello se refleja en el comportamiento de dos variables: 1) notable incremento en la producción de hidrocarburos y; 2) disminución en la tasa de recuperación de reservas de gas natural.

Las dos variables que guiaron la política de hidrocarburos en el pasado, crecientes niveles de demanda y altos precios internacionales del petróleo, con alta probabilidad no se repetirán en el corto y mediano plazo.  En este sentido, es necesario redireccionar dicha política a una que tenga básicamente dos objetivos: 1) abrir mercados y; 2) atraer inversión en exploración y explotación. Naturalmente son varias las tareas exigidas para dicho redireccionamiento, una de ellas, quizás el primer paso importante, es la aprobación de una nueva Ley de hidrocarburos orientada a la apertura de nuevos mercados y la atracción de inversión, pública y/o privada.

En el mercado interno será fundamental alinear los precios domésticos, del gas natural y los derivados del petróleo, a su oportunidad internacional, lo que usualmente se denomina "la eliminación de los subsidios". Tomando en cuenta la experiencia pasada e internacional, queda claro que este ajuste de precios debe ser gradual y consensuado con la sociedad civil, en Medinaceli (2016) se discuten algunas buenas prácticas a nivel internacional, un resumen se encuentra en el anexo a este documento.

Dos resultados destacan del análisis realizado para el complejo petroquímico de amoniaco y urea: 1) en condiciones de precios bajos los ingresos fiscales por la exportación de  gas natural como materia prima son mayores a los registrados con la planta de urea y; 2) bajo las condiciones actuales, un proyecto de industrialización traslada recursos desde los gobiernos regionales hacia la empresa industrializadora (YPFB en este caso), por tanto, uno de los planteamientos de este documento, es que las pérdidas por regalías de las regiones productores podrían compensarse a través de una participación de éstas en las utilidades de un proyecto de industrialización. Dicho sea de paso, la nueva CPE permite este tipo de participación.

Los resultados económico - financieros del proyecto de industrialización analizado en este documento, muestran que dichos emprendimientos no necesariamente son ventajosos para el país (en materia de ingresos fiscales) versus la alternativa de exportación del gas natural como materia prima. En este sentido, es necesario desmitificar el hecho de que todo proyecto de industrialización del gas natural es inherentemente bueno en materia de ingresos para el Estado boliviano.

Dentro los desafíos del sector hidrocarburos para el futuro se tienen: a) la aprobación de una nueva Ley de hidrocarburos que permita abrir y consolidar mercados y generar inversión en exploración y explotación; b) una real corporativización de YPFB; c) un sistema tributario aplicado a las etapas de exploración y explotación flexible y progresivo; d) un sistema de licitación de áreas claro y transparente; e) el ajuste de los precios internos del gas natural y los principales derivados del petróleo a su oportunidad internacional, lo que usualmente se denomina "eliminación del subsidio" y; f) nuevas condiciones de negociación con el Brasil que aparecen con fuertes presiones para ajustar la fórmula de precios, cantidades de entrega más flexibles y estrategias de negociación con varias empresas tanto públicas como privadas en el Brasil.

--------------------------------------------------------------------------------------------------

 Invitación a la presentación del nuevo libro: "Laberintos petroleros en América Latina"

Gracias a la UPB y Editorial 3600 tengo el agrado de invitarles a la presentación del nuevo libro: "Laberintos petroleros en América Latina (y algo más)". Los detalles se encuentran en la invitación adjunta.

De antemano, muchas gracias

Mauricio

 

 

invitacin presentacin del libro medinaceli

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Estimación de reservas de gas natural a Diciembre de 2015

(12 de Agosto de 2016)


De acuerdo a estimaciones preliminares de YPFB (ver página 89 en este link) las reservas probadas de gas natural a Diciembre de 2015 alcanzan a 8.9 TCF, tal como se adjunta en la información oficial publicada en la página de YPFB (link).

16.08.12

 --------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Estado de Inyección de Gas desde Bolivia a la República Argentina

(5 de Agosto de 2016)

De acuerdo al Ministerio de Energía y Minería de la República Argentina (ver link) el volumen promedio mensual de inyección real desde Bolivia se sitúa por debajo del volumen contractual, ver las líneas negra y azul de la siguiente Figura. Ello necesariamente implica la activación de cláusulas contractuales entre ambos países que será necesario revisar.

16.08.05

 Exportación de GLP - Bolivia

(3 de Agosto de 2016)

De acuerdo a información del INE (y La Razón) los volúmenes de exportación de GLP del año 2016 "casi se triplicaron" (ver link), pero el valor unitario (podemos decir el precio) disminuyó en poco más del 37%. Para que usted pueda comparar con un equivalente nacional, el año 2015 se exportó GLP a un "precio" (aproximado) de Bs 30.4 la garrafa (de 10 kg) y el año 2016 este "precio" bajó a Bs 19.1 la garrafa (de 10 kg). Naturalmente esta disminución se da porque los precios internacionales del petróleo cayeron en los últimos meses.

Por otra parte, esta exportación de GLP ¿Cómo se compara con las exportaciones de gas natural? Le paso los datos: exportación de gas natural al primer semestre del 2016 = 3,036 millones de US$, la exportación de GLP = 8 millones de US$.

16.08.03

 

Mauricio Medinaceli Monrroy

 

    De acuerdo a información del INE los volúmenes de exportación de GLP se duplicaron (ver link) casi se triplicaron, pero el valor unitario (podemos decir el precio) disminuyó en poco más del 37%. Para que usted pueda comparar con un equivalente nacional, el año 2015 se exportó GLP a un "precio" (aproximado) de Bs 30.4 la garrafa (de 10 kg) y el año 2016 este "precio" bajó a Bs 19.1 la garrafa (de 10 kg). Naturalmente esta disminución se da porque los precios internacionales del petróleo cayeron en los últimos meses.

    Por otra parte, esta exportación de GLP ¿Cómo se compara con las exportaciones de gas natural? Le paso los datos oficiales: exportación de gas natural al primer semestre del 2016 = 3,036 millones de US$, la exportación de GLP = 8 millones de US$.

     
     
        
     

    ACTIVIDADES

    En la sección del "Blog" invito a leer: "Complejo Petroquímico de Amoniaco y Urea en Bolivia: ¿Quién, cómo, cuánto y dónde?"

    El precio de exportación del gas: Cuando las palabras "promedio trimestral" no son menores

    Contador de Visitas

    mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter

    SÍguenos en:


    mmedinaceli@yahoo.com
    Teléfonos: (591 2) 2751364 / (591) 72050547
    Dirección: Calle 1, Nº 305, Alto Següencoma, La Paz - Bolivia.